JPEG - 32.5 KB
JPEG - 362.2 KB

HACIA LA SEGUNDA Y DEFINITIVA INDEPENDENCIA

Desde el Frente Barrial de la CTA Santa Fe, en este 9 de julio, nos manifestamos en respaldo de las políticas de salud y cuidado integral del Gobierno Nacional, convencidos que son las que necesitamos para superar las consecuencias de esta pandemia y del plan de exclusión que aplicó Cambiemos en los últimos años.

Regulación Teletrabajo: Media sanción en Diputados con aportes de TELEFONICXS y nuestro equipo de laboralistas de CTA. Una ley que marcará rumbo en el movimiento sindical mundial. Orgullo.

12:07 - 26 junio 2020

Son 1600 días que nuestra compañera Milagro Sala permanece detenida injusta y arbitrariamente por orden de Gerardo Morales.
1600 días de injusticia, 1600 días de lucha

19:10 - 2 junio 2020

La violencia de los policías en el Chaco no es distinta a la que vemos en Estados Unidos: racismo, clasismo y uso desmedido de la fuerza, apañados por la Justicia y la propia Policía.

Exigimos a las autoridades terminar con estas prácticas que dañan nuestra democracia.
Citar Tweet

17:30 - 2 junio 2020

Los nobeles de economía Stiglitz y Phelps, sumados a prestigiosos economistas mundiales respaldan la posición de Argentina frente a los acreedores.
Mientras, acá tenemos a disnosaurios de la oposición que en medio de la pandemia convocan a marchas contra el comunismo.
Surealismo

17:56 - 7 mayo 2020

Portada del sitio || Noticias || LA CTA ES NUESTRO PLAN DE LUCHA - POR JOSÉ TESTONI (*)

Este 1º de Mayo, es una oportunidad propicia para pensarnos colectivamente y recuperar las definiciones históricas de nuestra Central, la CTA y Confederaciones Internacionales, CSA y CSI.

Testoni: La CTA reivindica la necesaria unidad del movimiento sindical, reconociendo la importancia de la pluralidad, diversidad y diferencias políticas e ideológicas en su seno, propias de su naturaleza democrática.

Mas articulos sobre

En los últimos años y luego de un breve período de recuperación de la agenda social y de derechos, volvemos a ser testigos de una feroz arremetida conservadora en nuestra región, que pretenden países sin reglas para profundizar la explotación del trabajo de la mayoría y concentrar la riqueza en pocas manos.

En los 90, cuando nacimos y actualmente, nos encontramos en tiempos en que se recrudecen las consecuencias de la violencia, represión, impunidad y persecución heredadas de la dictadura militar. Nos encontramos también con sindicatos y dirigentes que han sido víctimas de la estigmatización y la criminalización por parte de gobiernos y patrones y de sistemáticos ataques y descalificaciones por parte de los medios de comunicación dominantes.

Reafirmamos que solo con el compromiso efectivo y coherente de la clase trabajadora podrá ser posible enfrentar la agenda conservadora, pro empresarial y autoritaria que está en marcha en nuestro País, en Latinoamérica y el Mundo.

Expresamos nuestro compromiso con un proyecto de desarrollo sustentable para nuestros países, basado en la complementariedad productiva, la solidaridad y la integración de nuestros pueblos.

Reiteramos que los sindicatos debemos establecer alianzas con diversos sectores y movimientos que promueven alternativas al dominio del capital y sus efectos perversos.

Siempre hemos condenado las pretensiones hegemónicas e imperialistas en nuestro continente, rechazando la presencia de bases militares.

Defendemos el carácter democrático del proceso de elaboración política y toma de decisiones de nuestra organización nacional y sus organizaciones de base

Nuestro sindicalismo tiene lado. Ese lado es el de la democracia, la libertad y la sustentabilidad, del combate al machismo, al patriarcado, el racismo y la xenofobia.

Nadie, en ningún momento, pudo condicionar nuestras críticas y nuestros legítimos reclamos por el pleno reconocimiento de la libertad sindical, la negociación colectiva y el derecho de las/os trabajadoras/es de darse las organizaciones sindicales a que tienen derecho.

Defendemos la institucionalidad democrática, el reconocimiento de los gobiernos democráticamente electos. El resultado de los golpes, antes y ahora, ha sido la represión y la criminalización de los sectores populares, el ataque a los sindicatos, el desconocimiento de los derechos, la destrucción del estado y sus políticas de protección.

Los que verdaderamente nunca perdieron sus privilegios y apenas fueron incomodados por algunos cambios sociales y políticos, hoy lideran una cruzada para desmantelar conquistas sociales y no dudan en recurrir a la violencia, la desestabilización y golpes de estado de nuevo tipo, como en Honduras, Paraguay y Brasil, para recuperar su poder. El sindicalismo democrático nunca puede prestarse como instrumento de legitimación de la restauración conservadora.

Quienes impulsan un sindicalismo de “negocios”, aislado de sus bases, supuestamente pragmático y “no ideológico”, brindan un servicio a los enemigos de la clase trabajadora y envían un pésimo mensaje al pueblo, justo ahora que se impone un discurso que criminaliza y estigmatiza la lucha social y se instala una agenda conservadora, racista, homofóbica, machista y reaccionaria. Los sectarismos de izquierda, logran lo mismo por otra vía.

La CTA reivindica la necesaria unidad del movimiento sindical, reconociendo la importancia de la pluralidad, diversidad y diferencias políticas e ideológicas en su seno, propias de su naturaleza democrática. No abandonará sus postulados y principios y no va a conciliar con intereses que no sean los del conjunto de la clase, apegada a la ética, honestidad y responsabilidad que exigen los /as trabajadoras/es en general.

Este es nuestro Plan de Lucha
Feliz día trabajadoras y trabajadores

(*) Secretario General CTA de los Trabajadores Provincia de Santa Fe