JPEG - 32.5 KB
JPEG - 76 KB

ESTER TORRICO PEÑA (CÓNSUL DE BOLIVIA), MANTUVO UNA REUNIÓN CON EL MOS Y HABLÓ EN LA FERIA DEL LIBRO NACIONAL Y POPULAR

Este sábado 16 de noviembre, en la sede de FESTRAM (Av. Freyre 1635), dirigentes del Movimiento Obrero Santafesino participamos de un encuentro con la Cónsul de la República Plurinacional de Bolivia Ester Torrico Peña.

Dolor y bronca por desprecio a la vida de lxs trabajadorxs. Por éstas cosas, rechazamos la adhesión a la ley Menem-Macrista de ART.

12:18 - 30 septiembre 2019

CTA Santa Fe presente en Plenario de Secretarios Generales de la CTA.
En camino al congreso nacional extraordinario del 3 de octubre.

14:54 - 21 agosto 2019

El abandono de la Escuela Pública mató a Sandra y Rubén. #VidalEsResponsable
#JusticiaPorSandraYRuben

12:39 - 2 agosto 2019

Lxs trabajadorxs decimos NO A LA ADHESIÓN A LA LEY NACIONAL DE ART. Y exigimos un debate en audiencia pública en las Cámaras Legislativas.

12:27 - 29 julio 2019

Portada del sitio || Noticias || MARIANO ES DE TODOS

A seis años del asesinato del militante popular Mariano Ferreyra, por una patota de la Unión Ferroviaria comandada por el condenado José Pedraza, la CTA de los Trabajadores homenajeó al referente del Partido Obrero y dirigente de la FUBA con la colocación de una placa en la sede central de CTA.

“La figura de Mariano hoy trasciende las posiciones sectarias. Como figura política, como símbolo, sirve para discutir un montón de cosas". Pablo Ferreyra

En diálogo con Prensa CTA, Pablo Ferreyra, hermano de Mariano y legislador porteño, destacó:“La figura de Mariano hoy trasciende las posiciones sectarias. Como figura política, como símbolo, sirve para discutir un montón de cosas. Entonces este homenaje, que es del movimiento sindical organizado, de los que resistimos este ajuste del gobierno, de los compañeros que claramente tienen una coherencia ideológica porque sostienen las conquistas de los últimos doce años y hoy defienden que esos derechos no los perdamos, es el mejor homenaje que podemos tener para nosotros”.

Estuvieron presentes la mamá de Mariano, Beatriz Rial; el legislador de la Ciudad de Buenos Aires y hermano del militante homenajeado, Pablo Ferreyra; el diputado y ex ministro de Trabajo de la Nación, Carlos Tomada; Cristina Caamaño, fiscal de la causa que condenó a Pedraza, entre otros responsables, a 15 años de prisión; Maximiliano Medina, el abogado de la familia Ferreyra y ex integrante del Cels; los diputados porteños José Cruz Campagnoli y Andrea Conde y el referente de la agrupación H.I.J.O.S., Charly Pisoni, entre otros.

Por parte de la CTA de los Trabajadores, participaron del acto homenaje a Mariano Ferreyra, Hugo Yasky, secretario general; Pedro Wasiejko, secretario adjunto; Jorge Hoffmann, secretario adjunto; Gustavo Rollandi, secretario de Organización; Marcelo ’Nono’ Frondizi, secretario del Interior; Carlos Girotti, secretario de Comunicación y Difusión; Roberto Baradel, secretario general de CTA provincia de Buenos Aires y de Suteba; Victorio Paulon, secretario de Derechos Humanos de CTA; Beto Pianelli, secretario Laboral de CTA y general de AGTSyP; Matías Zalduendo, secretario de Juventud de CTA; los vocales Pablo Reyner y Héctor Cabrera; Eduardo López, secretario general de CTA Capital y de UTE y gremial de Ctera; Raúl Calamante; secretario adjunto de CTA provincia de Buenos Aires; Carlos Monestes, secretario de Derechos Humanos de CTA Capital; María Reigada, secretaria de Derechos Humanos de CTA provincia de Buenos Aires; Mauro Pícoli, secretario de Juventud de CTA provincia de Buenos Aires; Pablo Masciángelo, secretario de Finanzas CTA Provincia de Buenos Aires; Silvia Almazán, secretaria de Educación y Cultura de Suteba; Cristina Etchegoyen, responsable de Educación Sexual Integral de Suteba; Eduardo Pereyra, secretario de Relaciones Internacionales de Ctera; Mariano Denegris, secretario de prensa de UTE; Esteban ’Kito’ Sueiro, secretario de Organización de UTE; Daniel ’Tanito’ Catalano, secretario general de ATE Capital y Manolo Sueiro, secretario adjunto de ATE Capital, Miguel ’Pipi’ González, secretario de Derechos Humanos de AGTSyP; Georgina Orellano, secretaria general de Ammar; los militantes de la Juventud Trabajadora de CTA y los abogados de CTA, Héctor García y Alejandro Ferrari, entre otros compañeros y compañeras.

Roberto Baradel ofició de presentador en este acto homenaje al militante del PO y saludó calurosamente a Beatriz Rial, mamá de Pablo, Mariano y de Paula y Rocío, docente y afiliada a Suteba, quien estaba notablemente emocionada. “La idea es hacer un homenaje humilde, sencillo, pero con mucho orgullo desde la clase trabajadora, a un compañero que es Mariano, quien demostró desde el lugar de su militancia la entrega que tenía para defender los derechos de los trabajadores. Cuando se trata de militantes que defienden los intereses de los trabajadores, desde la CTA no nos importa qué mirada tiene, qué posición política, es parte de la clase trabajadora, es parte del pueblo, y por eso tenemos el orgullo de reivindicarlo como reivindicamos hoy a Mariano”, subrayó Baradel.

Luego tomó la palabra Matías Zalduendo quien tuvo la iniciativa de este homenaje. “Mariano era un militante popular, y como todo militante tiene que estar donde exista una injusticia social, y ahí estaba, combatiendo una situación que de alguna manera venía arrastrándose en la Argentina, es un flagelo que aún existe, la precarización laboral, hoy en día estamos viviendo una situación complicada, la precarización laboral se institucionaliza con convenios con McDonalds, línea de primer empleo que ataca a los jóvenes, y nos parece que lo más importante tomando la figura de Mariano Ferreyra, es luchar contra esta situación y pensar que hoy los jóvenes cumplen un rol muy importante en su lucha por los derechos por seguir conquistando más. Y también homenajear a la familia de Mariano porque también son compañeros/as que están en la lucha de los trabajadores a diario”.

Respecto de la familia de Mariano Baradel describió: “Yo no los conocía. Nos enteramos el día que lo asesinaron. No dudamos, fuimos un grupo de compañeros a una concentración que hacían sus compañeros del Partido Obrero, de otros partidos de izquierda, en Corrientes y Callao, en compañía de otra gran compañera que la tenemos siempre presente, Stella Maldonado. Luego los compañeros de Avellaneda me dicen que la mamá de Mariano es docente, y tratamos de acercarnos, no los conocíamos y le llevamos nuestra solidaridad y apoyo por lo que había sucedido. Me pidieron dos cosas, que los acompañemos en todo el reclamo de justicia, ya que ese crimen no podía quedar impune. Y la otra que querían reunirse con la Presidenta de la Nación por este crimen. La verdad es que eran momentos difíciles. Cuando hablé con ellos ya había fallecido Néstor Kirchner. Era un momento complejo. Gestionamos esa reunión y nos reunimos con Cristina. A la reunión concurrimos con Beatriz, con Pablo, con el compañero del Cels, Diego Morales, Rocío, Ricardo, varios y ellos fueron muy claritos en el planteo que tenía que haber Justicia completa. Y cuando hablaban de justicia completa hablaban no sólo de las responsabilidades que había tenido una patota, los autores materiales, sino quiénes les habían dado la orden. No teníamos ninguna duda que había sido Pedraza. Pero además Pablo fue a fondo, diciendo también los que participaron de las fuerzas de seguridad dejaron la zona liberada. Y no concedieron un solo punto en esa cuestión y en ese momento Cristina dijo ’vamos a ir a fondo con el tema de la causa’ y creo que esa reunión significó muchas cosas, seguramente para la familia fundamentalmente, para Cristina, para todos nosotros, ya que fue el primer caso en el que se pudo ir a fondo y se condenaron no solamente a los autores materiales, sino a quienes dieron las órdenes y quiénes asesinaron a Mariano Ferreyra”.

Entonces le dio la palabra a Pablo Ferreyra. “A veces cuando discuto con algún compañero de otra tendencia política y se atreven a decirme qué fácil para vos ser legislador, les digo al contrario. Fue muy difícil, porque tuvimos que llevar adelante un pedido de justicia, durante años y lograr que los responsables políticos, los responsables materiales de este asesinato estén presos. Con lo cual el precio a pagar fue muy caro y no es grato ocupar este lugar. No es una bendición. Por eso quiero transformar las cosas que digo hoy acá en una agenda de lucha. Nos faltaba una reunión de estas características. El martes tuvimos a Rafecas en la Facultad de Derecho, a la compañera Caamaño, que fue fiscal del caso, que realizó un trabajo ejemplar y fue la que sentó las bases fundacionales para lograr una condena ejemplificadora. Tuvimos al Cels en la Facultad de Derecho y pudimos hablar del rol del Poder Judicial hoy y cómo se acomoda ese poder con un gobierno que ajusta, con un gobierno que hambrea al pueblo. Nos faltaba poder sentarnos con el movimiento sindical organizado y agradezco mucho este espacio, este lugar y la mención de hoy. Todos los que están hoy acá tienen alguna vinculación con la causa. Lo dijo Robi, quien fue uno de los primeros en acercarse y en darnos también sustentos y recursos materiales para llevar adelante el velorio de Mariano. Ése fue también el rol del sindicato. Se puso a disposición de la familia y la verdad es que Robi fue quien garantizó, nos acompañó en la reunión con Cristina y no nos guardamos nada. Fuimos duramente con una carta en términos muy duros y recibimos también una respuesta muy dura por parte de Cristina, pero muy convincente y muy coherente con lo que pasó después”.

También destacó la colaboración y acompañamiento de otros de los presentes. “El compañero Beto Pianelli trabajó junto con Paulon, con nosotros, para fortalecer la hipótesis de que la tercerización mataba, y que Pedraza mataba por la tercerización. Trabajaron junto con el Cels para fortalecer esta hipótesis y seguir adelante en una causa que fue emblemática y puso sobre el tapete cómo el sindicalismo empresario en Argentina atiende en dos mostradores: defiende a los trabajadores y explota a los trabajadores por otro lado. Y eso se lo debemos a compañeros que tienen la experiencia de haber llevado adelante este trabajo en el sindicato del Subte. Aquí está Hugo que siempre abrió la casa de la CTA para nosotros. Estuvimos más de una vez para un aniversario del asesinato de Mariano en esta casa. Más de una vez tuvimos el apoyo de Hugo (Yasky) y la CTA. Lo mismo el compañero Eduardo (López) y también tengo que hacer una mención especial, ya que está Carlos Tomada acá, quien fue ministro de Trabajo doce años de un gobierno que incorporó 5 millones de trabajadores al mercado laboral".

Y añadió: "Hoy estamos viendo cómo todo eso retrocede. Sé Carlos que si tenías más tiempo avanzabas contra la precarización laboral, seguramente. Creo que lo que tenemos hoy acá es la representación más grande de que el movimiento de trabajadores le rinde homenaje hoy a Mariano Ferreyra, con lo cual estoy por supuesto muy orgulloso de esto. Un aplauso para mi vieja que está acá presente, que siempre está poniendo el cuerpo a las actividades, y a esta altura tengo que ser sincero, la referencia de Mariano Ferreyra excede cualquier situación sectaria que se quiera plantear de otro lado. Hay que apropiarse de los vértices que tiene su figura. De la referencia, de lo que significa la causa. Lo sabe Cristina Caamaño. Sabe que la Justicia cuando está del lado de los débiles, es la justicia que queremos. Cuando avanza rápido, cuando se investiga de esa manera, genera una acción reparadora en las víctimas. Es importante. Acá está el abogado de la causa, Maximiliano Medina. En mi Facebook está el alegato que hizo, sentido homenaje a Mariano Ferreyra, casi lo sanciona el Tribunal, porque realmente hizo un alegato emocionante, sentido, de militante político. El compañero trabajó, se puso en la piel, entendió las causas por las cuales estaba Mariano peleando, con lo cual es muy importante también el trabajo de Maxi Medina y el Cels, respecto a lo que fueron luego los protocolos que se armaron en el Ministerio de Seguridad para darles seguridad a los manifestantes, y no como este gobierno hambreador que debutó con un protocolo antipiquetes.
Otra de las aristas para reflexionar es la que le toca a ustedes: la precarización laboral y la tercerización. Esto es una tarea de todos nosotros, poder instalar el debate y naturalizar que hay trabajadores de primera, de segunda y de tercera, sino que ese colectivo tiene que verse defendido por un sindicato y por el conjunto de los trabajadores, con lo cual, sin querer extenderme más quiero decir que la referencia de Mariano hoy supera ampliamente cualquier referencia sectaria partidaria. Mariano es de todos. Es de ustedes también compañeros”.

Baradel remarcó algo fundamental para la juventud trabajadora: “En esto de la pelea contra la precarización laboral, Matías, en representación de la Mesa de la CTA, con los abogados de la CTA, hicieron una presentación judicial que declaró ilegal el convenio de flexibilización laboral con McDonald, que había firmado el Ministerio de Trabajo, para que los jóvenes cobraran menos que el salario mínimo vital y móvil. Quiero aprovechar para decir, ya que está Carlos Tomada hoy aquí, que tuvimos una reunión por el tema del trabajo infantil. Cómo extrañamos al Ministerio de Trabajo. Pero ahí dijimos unas cuantas cosas. Ahora tienen que hacer las jornadas de Trabajo Infantil que definieron en la 4ª Jornada Mundial. Dijimos lo que teníamos que decir, porque no nos gusta además ser políticamente correctos, frente a la OIT, frente a las centrales sindicales dijimos que lamentablemente estamos en dificultades, porque antes la curva era descendente. La pelea contra el trabajo infantil, que no se había erradicado totalmente, pero la curva era descendente. Hoy, con la crisis social económica con un millón y medio de pobres nuevos en nueve meses, la curva es ascendente. Donde 750000, 800000 son chicos. Así que es una pelea que vamos a tener que dar fuertemente contra el trabajo infantil y la precarización laboral”.

Beto Pianelli dijo que recordaba ese día fatídico del 20 de octubre: “Estábamos en la oficina de Hugo con los pibes del Simeca y vimos las escenas en vivo acá arriba. Recuerdo que salimos corriendo, cazamos la moto y nos fuimos a Callao y Corrientes, que era donde se estaban reuniendo, no sabíamos para dónde teníamos que ir. Estuvimos ahí con Robi, con Stella Maldonado, planteamos que íbamos a parar al otro día. Dos años antes, el mismo 20 de octubre, en la estación Plaza Miserere, un grupo de tercerizados del Subte, acompañados por nosotros, cortó el servicio en 9 de Julio y Miserere y bajó la Guardia de Infantería. Por suerte, nosotros teníamos una ventaja en el Subte, que conocemos el túnel, la policía no lo conoce y se fueron muy calientes, pero ese día, dos años antes, con esa represión, el 20 de octubre empezamos a destruir la tercerización en el Subte, una historia muy larga, que no la voy a contar acá, Carlos la conoce, porque en situaciones muy desfavorables, la burocracia sindical no quería terminar con la tercerización laboral, eran parte del negocio, pero con el apoyo del Ministerio, y fundamentalmente con la voluntad de los compañeros, la logramos desterrar en el Subte. Lo quería decir, porque fue la misma fecha, hoy un compañero, un ex tercerizado me envió un mensaje recordándolo”.

Asimismo remarcó: “En una de las jornadas en Comodoro Py, el día del fallo, una periodista me preguntó qué opinaba del fallo y le respondí: ’Yo me siento más seguro’. Es la verdad, luego de ese fallo me sentí más seguro. La verdad que antes que te pegue un cohetazo una banda de éstas, no había garantías, ni siquiera que lo piense, te tiro y se acabó. Ahora lo piensan más. Lo que significó la pelea en la cual colaboramos todos, pero que dieron fundamentalmente Pablo, el Cels, y los compañeros que llevaron adelante la causa, nos hizo más seguros a todos los que realizamos esta actividad, que la hacemos para el lado del bien, no para el lado del mal, porque hay algunos que la hacen para el lado del mal. En relación a la figura, en estos 12 años, unos más viejos algunos, quienes venimos de la militancia de otras épocas, se incorporaron miles y miles de jóvenes a la militancia. Esto lo vemos en la calle, se siente. Por eso decimos que uno de los grandes aportes del kirchnerismo fue la incorporación de tantos jóvenes a la militancia, una militancia que se dio fundamentalmente en el terreno de la conquista de derechos, en el territorio. Y Mariano es la expresión del joven, que a mí, personalmente, y creo que a todos los que dedicamos nuestra vida al servicio de los trabajadores, es la imagen del joven que nosotros queremos, comprometido, que no sólo se compromete con lo suyo, sino también con el otro, que no tiene ningún problema en perder tiempo de su vida para ir a apoyar a otros compañeros, y creo que en esa imagen todas las organizaciones que reivindicamos este proceso, estos 12 años, tenemos que enseñarle a nuestros jóvenes que se integraron a la lucha política, en años en los cuales la situación no era tan difícil, era mucho más fácil. Ahora, estamos en presencia de una situación que es mucho más difícil. Necesitamos miles y miles de Marianos, y los jóvenes que se integraron a la política tienen que ver en su imagen con el ejemplo de lo que hay que hacer. Esto es lo que más me afecta, que nos afecta a todos, porque en algún sentido ese día nos vimos identificados en él, podríamos haber sido cualquiera de nosotros, de los que estamos acá. Creo que esa es la imagen que hay que sostener. Hay que educar a nuestros compañeros. Coincido con Pablo, Mariano va más allá de cualquier identidad política, ideológica, es más bien la identidad de un militante al servicio de la clase trabajadora”.

Eduardo López señaló: “Traer la figura de Stella Maldonado, como lo hizo Robi, quien desde un primer momento se preocupó; el saludo de Sonia Alesso (secretaria general de Ctera). Quiero traer otra figura, Sandra Rodríguez de Fuentealba. Lo vi a Pablo, acercarse a ella, y la vi a Sandra diciendo tenemos que ir por justicia completa para Carlos Fuentealba, y Pablo diciendo: vamos por Justicia completa. Todavía eso no ha sucedido en el caso de Carlos Fuentealba, por eso la importancia de la organización, de la familia y de los poderes públicos para que haya justicia completa. Con esto quiero decir que coincido con Pablo que la figura de Mariano va mucho más allá de aristas coyunturales; es bandera de estudiantes, de docentes, como también lo es Carlos Fuentealba y es orgullo para todos nosotros gracias a las organizaciones y a las familias”.

Victorio Paulon rememoró el juicio ejemplar y el tan mentado alegato de Maxi Medina. “Fue una de las cosas más hermosas que he escuchado en mi vida.

Cómo reconstruyó paso a paso lo que había sido la emboscada, la planificación, el asesinato a sangre fría y después de haber vivido eso y la condena en La Perla, donde pude ver a 10 metros de distancia a Menéndez, al comando Libertadores de América, toda la plana mayor del III Cuerpo, 42 condenas, 28 prisiones perpetuas, sentí que realmente la lucha por la justicia, como nos enseñaron las Madres de Plaza de Mayo y no la justicia por mano propia, es el camino que a veces nos cuesta y nos duele. Creo que hay muertes que duelen por la persona que se va, y hay muertes que llenan de rabia, de odio, cuando son asesinados como fue asesinado Mariano, y como fueron asesinados los 30000 compañeros/as. Así que para nosotros, desde la Secretaría de Derechos Humanos es nuestra obsesión permanente, que el movimiento obrero argentino asuma como propios los 30000 compañeros detenidos desaparecidos.

Así como hablamos de la Patagonia Rebelde, de la Forestal, de tantas gestas del movimiento obrero podamos decir que los 30000 compañeros detenidos desaparecidos son parte de la historia del movimiento obrero.

Y Mariano, para nosotros, es la bisagra, porque Mariano es contemporáneo, de nuestros días, y es lo que nos hace sentir que este compromiso que estamos asumiendo es lo que está germinando en esta clase obrera, porque ése es el otro dato. En la Argentina, más del 50% de los trabajadores activos, ingresaron al mundo del trabajo después de Néstor Kirchner, o sea que tenemos una clase obrera mayoritaria del Siglo XXI, con una dirigencia sindical del Siglo XX y algunos de la primera mitad del Siglo XX, pero este fenómeno se va a resolver en los próximos cinco, diez años y esa juventud que expresa esos sentimientos, esa voluntad de lucha, va a ser la que va a conducir en el futuro cercano al movimiento obrero y es importante que estas ideas las tomen como propias.
Creo que estamos en un proceso de profunda depuración ideológica del movimiento obrero y todas estas cosas que estamos haciendo tienen que ser fundamento, basamento de la construcción que estamos llevando adelante porque esto es para siempre, porque el movimiento obrero en la Argentina mal que les pese a muchos, se va a fortalecer, va a tener vigencia y vamos a tener, como hemos tenido en otros aspectos, en los Derechos Humanos, el movimiento más extraordinario del mundo, hoy con el movimiento de mujeres, también un hecho inédito, que llena las plazas, que se moviliza, que lucha, y este estado de rebeldía por la positiva, es lo que va a poder generar la cultura del país que nosotros estamos queriendo construir”.

Daniel Catalano expresó lo difícil de este momento y describió al militante del PO:
“Yo miraba la edad a la que empezó a militar Mariano, 13 años, una edad increíble para empezar a formarse en política y todo lo que creció en esos 10 años de militancia, y las ganas que tenía de transformar la Argentina, de transformar el trabajo, de transformar los sindicatos. Gracias a Dios hay cientos de miles de pibes como él que todos los días ponen el cuerpo para transformar y pensaba mientras los escuchaba pensaba cuántos Pedraza tenemos todavía en el sindicalismo. Nosotros en ATE tenemos nuestro Pedraza, que contrató la barra de Boca para disciplinar a los compañeros durante las elecciones, sin tener noción del daño que genera a los militantes, cuando lo que hacés es contratar patotas para tratar de imponer un sistema sindical, qué terrible que todavía haya en el sindicalismo, dirigentes sindicales que no entienden que los sindicatos no son para estar atornillados en los asientos, que se permitan ellos manipular la vida de miles de argentinos. Creo que Mariano lo que hizo justamente fue es rebelarse frente a eso y salir a pelear contra esa burocracia sindical, contra esa dirigencia entreguista, contra esa dirigencia que es cómplice de los trabajadores esclavos que tenemos en nuestro pueblo. Por eso el desafío es, sin importar el marco ideológico donde uno se pare, levantar las banderas de quienes pelean por una Argentina con Justicia Social”.

Antes de darle la palabra a Hugo Yasky, Baradel lo describió, con orgullo, según enunció, como “alguien que está en las antípodas de aquéllos que traicionan al movimiento obrero, y que estuvo, está y va a estar siempre al frente del reclamo y de las luchas de los trabajadores”.

Hugo Yasky: “Muy orgulloso, primero, que este homenaje lo podamos hacer acá, en la CTA. Muy orgulloso de la presencia de las compañeras y compañeros, la mayoría son militantes sindicales, militantes del campo popular en distintos lugares.

Pensaba que Pedraza y Mariano nos tienen que hacer reflexionar y nos tiene que servir para tener presente lo que hay que hacer y lo que no hay que hacer.

Porque yo lo recuerdo a Pedraza en el año 1988, en plena huelga de Ctera, de ese paro de más de 40 días, un Pedraza combativo, que nos exacerbó a los docentes, que veníamos de mirar muy lejos la CGT y nos deslumbró escuchar a un obrero, hablar de la forma en que habló Pedraza. Y él lo hacía porque además, él había militado en su juventud en la izquierda. Era un militante de izquierda, Pedraza y terminó viviendo en Puerto Madero, en un piso de Puerto Madero, que fue su última morada antes de la cárcel. Quizá en ese piso de Puerto Madero, mirando el río, mirando ese ritmo apacible de la ciudad, de donde viven los que tienen toda la plata, habrá arreglado los últimos detalles, que terminaron después con el asesinato de Mariano.

Entonces digo lo que no hay que hacer. El compromiso de la militancia de todos nosotros, es apegarnos al mandato que tenemos, apegarnos a la defensa con absoluta lealtad a los intereses de la clase que representamos y saber que los convites y las tentaciones de los que tienen el poder económico, porque Pedraza es alguien que fue cooptado por la clase dominante. Pedraza se convirtió en un dirigente empresario, pero porque antes fue cooptado por la clase de los empresarios, de la clase dominante. Y ése es el compromiso que nosotros debemos tener muy claro. Ése es el camino que de ninguna manera podemos seguir. Podemos seguir el camino de Mariano. De hecho muchas veces muchos de nuestros compañeros estuvieron al borde de entregar la vida en distintos episodios que nos tocó afrontar. Y ése es el camino nuestro, con todas las enormes diferencias que se plantearon acá, que desaparecen. Desaparecen porque Mariano es parte de nuestra lucha, porque es parte de nuestra historia, porque es parte ahora de la historia de la clase trabajadora. Porque va a quedar inscripto como tal. La placa esta significa eso, significa poner en actos que Mariano forma parte de la lucha de la clase trabajadora del mismo modo que todos los compañeros y compañeras que nosotros veneramos y recordamos y lo tenemos que seguir haciendo, porque no son actos de la sedación, de autocomplacencia, son actos de reafirmación del compromiso que nosotros asumimos.

Porque cuando nosotros podemos hablar de un Germán Abdala y mirar a los ojos, al vacío, pensando que nos está mirando Germán, o podemos hablar de un Tosco, o podemos hablar de un Mariano, sin tener que bajar la vista, es porque estamos haciendo lo que hay que hacer. Y ése es el mejor homenaje que le podemos hacer a Mariano y a todos los que como Mariano murieron asesinados por los dirigentes o por los jerarcas, o las prácticas de estas conducciones sindicales, que le han hecho muchísimo daño al movimiento obrero, porque terminaron siendo ellos, parte de la clase dominante.

Hoy a los periodistas de los grupos de la derecha les gusta levantar a estos dirigentes sindicales llenos de lodo, de estiércol y mostrarlos corruptos, llenos de vicios, llenos de dinero, llenos de lo peor que puede tener una persona, sobre todo llenos de traiciones a su clase.

Pero lo hacen no para hacernos un favor a nosotros, lo hacen para demostrarle a la clase trabajadora, que hagamos lo que hagamos, siempre el fin nuestro va a ser el mismo, siempre nos van a derrotar, siempre nos van a hundir la cabeza en el barro, siempre nos van a tener de rodillas frente a ellos, y nosotros lo que tenemos que demostrar es que habiendo compañeros como Mariano, y habiendo quienes queremos seguir por ese camino de lucha inclaudicable, no estamos derrotados, los compañeros no están derrotados, aunque hoy eventualmente seamos minoría.

Bueno, y agradecerle a la mamá de los dos Ferreyra, porque ahora tenemos dos Ferreyra, de pronto tenemos un compañero del que nosotros estamos orgullosos, un compañero legislador, pero también un compañero de la clase trabajadora. Para nosotros también es un orgullo ser maestro de escuela, sé que para vos también, así que gracias a todos”.